OCA amanecer

Enfádate, equivócate y pide perdón

Escrito por: Manuel Vázquez

Pensando y hablando conmigo mismo en mí interior, intentando sacar una conclusión de por qué la gente vive con tanta envidia, se enfurece sin motivos importantes, no se relajan y viven con tanto estrés. Con lo bonito que seria si todos remáramos en el mismo barco y con el mismo sentido. ¡Y dejáramos para otro día los momentos de cólera!

Con las palabras de ira podríamos llenar un libro grueso. Con las de afabilidad, apenas una página. La demanda de palabras insultantes parece inagotable en este mundo donde vivimos. ¡Y cuánto daña la salud! Cuando te pones furioso, las manos te sudan y se convierten sin querer en puños. La voz se hace estridente y desmesurada. El corazón pisa el acelerador y los músculos se te ponen tensos, psicológicamente te dispones a pelear y fisiológicamente se te derrama adrenalina, por todo el cuerpo la presión sanguínea se te remonta,….., y no hablemos de una sarta de secuelas perniciosas.

¡Si quieres vivir mucho tendrás que racionar la ira! Enfurecerse con alguien es cosa mala, pero enfurecerte con dos al mismo tiempo “es, además, cosa peligrosa”. La ira es un residuo de la edad de piedra en nuestro sistema nervioso.

Con las palabras de ira podríamos llenar un libro grueso.
Con las de afabilidad, apenas una página

¿Y si todos pidiéramos perdón más a menudo? El perdón es lo más hermoso que existe. El perdón es el desarme del corazón, descansar en paz, es fácil pero ¿vivir en paz? Al pasado “Borrón y cuenta nueva”. Si pensamos en todo lo que nos hacernos los unos a los otros, en todo lo que desharíamos y en todo lo que tenemos que aguantamos entre nosotros, vemos enseguida que la paz, sólo puede derivarse del perdón. Cada palabra y cada gesto que derrama el perdón contribuyen a la Paz.

Para mi no se necesita ser perfecto, hay que apreciar y querer a los demás como son ¡siempre que se reconozcan los errores!

Porque no encontrarás a nadie sin defectos. Ten en cuenta que los únicos que no cometen faltas son los que, desgraciadamente, ya no están entre nosotros.

Imprimir artículo Imprimir artículo

Comparte este artículo

1 comentario

  1. Sabias palabras. Buscamos la paz, que es un estado desde el que partimos hacia otras metas

Deja un comentario

Por favor ten presente que: los comentarios son revisados previamente a su publicación, y esta tarea puede llevar algo de retraso. No hay necesidad de que envíes tu comentario de nuevo.