OCA amanecer

A mis niñas Aitana y Carla

Escrito por: Jorge R.

¡Qué imaginación!, una es viento del sur,

La otra es viento del norte, y cuando os cruzáis por los mares,

Dejáis vuestro consuelo como mi mochila.

 

Juntas aprendieron a escucharme.

De nuestro amor nacieron cuentos, versos, poemas, relatos,

Aún dormidos, ¡Qué pena no escucharlos!

 en el mar

Hasta los vellos se me erizan, al son del arpa de tanta melodía,

Junto al mar y en solitario, sufro cada día;

¡Da dolor! Tantas noches a oscuras, frías, mudas,

Y todo para sentir el tono de vuestros silbidos,

¡Qué alegría tan grande!

 

Anoche, anoche en soledad, con las alas ronroneé, ronroneé con ellas,

Me explicaron que hicieron sus vestidos, sus tocados,

Y acariciándolas allí quedaron, todas vencidas, ¡Qué  dulce!

 

Contadme de vuestros vientos y fulminante caeré,

El rostro inclinaré, gritaré, gritaré en solitario, como los ———junto a la mar;

¡Qué imaginación tan grande!,

Los vientos  con sus vestidos y sus tocados.

* 1º Premio categoría Poesía en el Certamen ”Picapedreros” de Poesía, Guión y Microrrelato 2016 para centros penitenciarios

Imprimir artículo Imprimir artículo Etiquetado como:

Comparte este artículo

Deja un comentario

Por favor ten presente que: los comentarios son revisados previamente a su publicación, y esta tarea puede llevar algo de retraso. No hay necesidad de que envíes tu comentario de nuevo.